Cancun (Zona Hotelera) - Benito Juárez

Cancun (Zona Hotelera) - Benito Juárez

Es una delgada franja de tierra en forma de siete ceñida por el inconfundible azul del Caribe de un lado y, del otro, por las misteriosas aguas de la Laguna de Nichupté. Frágil, bulliciosa y con la buena suerte de su lado, esta isla inspira desde hace 40 años a viajeros de todo el mundo. Aunque pareciera que Cancún, por ser un destino joven, se limita a presumir con aire frívolo sus inigualables playas, flamantes hoteles y centros nocturnos, un paseo por la avenida Kukulkán te permitirá asomarte a su interesante historia. Así que ponte bloqueador, tus lentes oscuros y, ¡a caminar!

Lo mejor es tomar el camión de la avenida Kukulcán, la única vía que atraviesa la isla y la une con tierra firme. Son aproximadamente 20 kilómetros de recorrido que combina naturaleza y glamour. Al abordar, fíjate que diga “hotel zone”. En los primeros kilómetros del recorrido, verás el área protegida de manglares. Resulta difícil imaginarse que este portento turístico, al que anualmente llegan más de tres millones de visitantes, fue una solitaria isla cubierta de vegetación tropical. A pesar de esta abrumadora cifra, Cancún preserva algunos milagros de la naturaleza. Por ejemplo, en las noches de luna llena de septiembre y octubre, los cangrejos azules que habitan en la Laguna de Nichupté se aventuran a cruzar la avenida y depositar sus huevos en el mar, un espectáculo que en verdad paraliza el tránsito.

Más adelante aparecerán los primeros hoteles, que te remontan al incipiente esplendor de este destino. Son edificios de pocos pisos, de arquitectura tradicional y que guardan cierta armonía con el entorno. Frente a ellos se despliegan Playa Tortugas y Playa Langostas, las más tranquilas de Cancún. El oleaje aquí es tan suave que creerás estar nadando en una alberca.

Al avanzar sobre la avenida Kukulkán encontrarás el puente Calinda, que une a la isla con el continente. A cualquier hora, la vista desde ahí es única. Por un lado verás el Caribe en todo su esplendor. Hay un pequeño puerto donde atracan barcos piratas que ofrecen paseos con cena incluida. Por la tarde encienden sus luces y le dan un toque especial al horizonte. Al otro lado del puente se aprecia la bocana de la Laguna de Nichupté. El verde de los manglares abre paso al agua cristalina. Pon atención, porque puedes ver algunos peces; incluso hay quien acostumbra ir de pesca a esta zona.

A partir de ahí, Cancún te deslumbrará con altos hoteles de arquitectura variadísima: elementos vanguardistas contrastan con reminiscencias mayas. En el corazón de la zona hotelera hay de todo: restaurantes, mercados, centros comerciales, bares, centros nocturnos y, por supuesto, una amplia playa de oleaje relativamente tranquilo. Al anochecer este sitio es pura fiesta, no importa si es lunes o domingo.

Siguiendo el trazo de la avenida Kukulkán te enfilarás al sur de la isla, donde se encuentran los hoteles más exclusivos, el centro comercial La Isla, donde se aprecian espectaculares atardeceres, y un par de tesoros más. Uno de ellos es la zona arqueológica de El Rey, un área pequeña que se puede recorrer en un par de horas. Es preferible hacerlo por la mañana, cuando el sol aún no es intenso. No hay tantos visitantes, así que podrás recorrerlo con toda calma en busca del mejor encuadre para tu foto. El otro tesoro está a unos pasos, cruzando la avenida. Se trata de El Mirador, una de las playas más bellas de Cancún que atrapará tu mirada con su intenso azul, interrumpido sólo por algunas palmeras y palapas que ofrecen su sombra. Este sitio no es ideal para nadar, pues su oleaje es intenso. Sin embargo es perfecto para un paseo romántico y ver llegar la tarde e incluso disfrutar una noche de luna llena.

De regreso puedes abordar el mismo camión que te llevará al principio de la zona hotelera. Si te gusta caminar, te encantará saber que hay una pista a lo largo de la avenida. Puedes recorrerla también en bici o en patines. Hay quien la recorre en bici o en patines. La brisa del mar y el paisaje acompañan cada paso en este pedacito de paraíso, un talismán de la buena suerte.

Publicado por jaj el 16/06/2016 17:13 hrs Lecturas 190

0 Comentarios en Cancun (Zona Hotelera) - Benito Juárez

Dejar un comentario

Copyright © 2016 TodoPolis.com